Energía desde el centro de la tierra

30 Ene, 2014 |

¿Sabías que Chile tiene el 15% de los volcanes con mayor actividad a nivel mundial? Así de relevante es el potencial en el país de la energía geotérmica, una fuente de energía renovable no convencional (ERNC) que representa interesantes beneficios medioambientales.

Según la Asociación Chilena de Energía Geotérmica, Chile posee un potencial geotérmico de entre 3.500 y 16.000 MWe; lo que es una cantidad considerable, si se tiene en cuenta que la central nuclear de Atucha II produce 750 MWe anual y es la central que entrega mayor potencia a Argentina.

Éste tipo de energía se obtiene mediante la extracción y la utilización del calor interno de la tierra, generado por una capa magmática que emite fluidos en altas temperaturas hacia la superficie. Esta capa se conoce como reservorio, y alberga rocas a altas temperaturas.

Para su extracción se utilizan unos pozos que son hechos a una profundidad que va entre los 500 y 4 mil kilómetros, donde se encuentran los fluidos geotérmicos, los cuales son intervenidos con turbinas para generar la energía eléctrica una vez que llega a la superficie. Tras esto, el fluido es enfriado y re inyectado a la tierra para ser recalentado en el reservorio y así poder mantener un sistema renovable y de recarga constante.

Los beneficios que la energía geotérmica tiene son variados, entre ellos que deja una baja huella ambiental, ya que su proceso de extracción es limpio, no ocupa mucho terreno y los riesgos tecnológicos son reducidos. Por otra parte, su producción es constante y una planta de operación puede ser útil por más de cien años.

A pesar de todos los beneficios, Chile no cuenta con plantas operativas actualmente, solo posee concesiones otorgadas a 74 empresas, de las cuales sólo seis se encuentran actualmente vigentes. “Chile se está farreando una energía que es propia, barata y eficiente”, afirmó Rudiger Trenkle, gerente general de Mighty River Power, empresa que espera abrir la primera central de energía geotérmica en Chile. El proyecto de ésta compañía estaría operativo para el año 2018, aportando 550 GWh de energía limpia, tendría lugar en el volcán Tolhuaca y se llamaría Curacautín.

Datos recogidos por el Ministerio de Energía  indican que las regiones con mayor potencial para la generación de éste tipo de energía son la Sexta Región, Región de Los Lagos y la Región Metropolitana.

Lo que ha dificultado la realización de estas plantas son variadas, entre ellas el tiempo que toma investigar las zonas útiles, la incipiente regulación, los altos costos de implementación y complicaciones para generar la venta de esta energía nueva para Chile, pero sin duda la energía geotérmica presenta una gran oportunidad para nuestro país.

MÁS HISTORIAS RELACIONADAS