La Hoja de Ruta de la Energía en Chile

14 Nov, 2013 |

El desarrollo de un país está íntimamente relacionado con su capacidad de generar energía para abastecer sus procesos productivos y las crecientes necesidades de sus habitantes. La buena noticia es que puede ser generada con fuentes altamente eficientes y limpias.

Ese fue el contexto bajo el que nació la Estrategia Nacional de Energía (ENE) 2012-2030, el plan nacional a cargo del Ministerio del mismo nombre; una hoja de ruta sobre cómo desarrollaremos nuestra matriz para obtener la energía que queremos: limpia, renovable y que se encuentre en nuestro territorio.

Uno de los objetivos de la ENE es potenciar la energía hídrica y las ERNC, que tienen potencial para que su aporte sea mayor. Hoy las ERNC representan sólo el 3% de nuestra matriz energética y la hidroelectricidad, 34%, según el Ministerio. La mayoría de la matriz está compuesta por la  térmica proveniente de combustibles fósiles, un tipo de energía menos limpia que la ENE busca  desincentivar.

¿Más medidas? El Sello de Eficiencia Energética premiará a las empresas que desarrollen e implementen los mejores planes para la eficiencia en el uso de la energía; se iniciarán programas de iluminación residencial eficiente y alumbrado público; una guía sobre cómo optimizar el uso de la energía en sectores productivos como minería e industrias y se definirán criterios de protección en zonas de interés medioambiental, entre muchas otras.

Apuntando a distintos sectores de nuestra sociedad, la nueva estrategia busca dotar al país de una política energética eficiente y que mire al largo plazo, de manera de entrar a un mundo de desarrollo, donde los esfuerzos que se hicieron en el pasado para instalar definitivamente las ERNC, den sus frutos más verdes, limpios y enérgicos que nunca.

 

Por Javiera Pérez

MÁS HISTORIAS RELACIONADAS