Una isla a la que no queremos ir

11 Feb, 2015 |

¿Islas de plástico? ¿Existe algo así? Resulta que sí, y  es más en Chile tenemos una, en la zona comprendida entre Valparaíso e Isla de Pascua, pero, ¿qué son estas “islas”? Son zonas del océano que presentan una altísima contaminación por plástico, el que se encuentra suspendido en su superficie y atrapado entre las corrientes, impactando los ecosistemas marinos, los seres que en él habitan, y también a los animales y pájaros que se alimentan de los peces que viven ahí.

Durante enero, desde Mónaco e impulsada por la fundación “Race for Water”, zarpó una expedición que recorrerá las cinco “islas de plástico” en el mundo, y durante mayo se espera su paso por Chile. La investigación, que en su paso recorrerá lugares como Rio de Janeiro, Shanghai, Singapur, Hawaii y Nueva York, tiene como fin estudiar los efectos nocivos que tienen los residuos plásticos en las especies y ecosistemas. Al mismo tiempo,  investigará desde su formación hasta las consecuencias que traen, para de esta manera entender mejor cómo enfrentar este problema de nuestros océanos. La idea general es concientizar a la población y sensibilizar el peligro que reviste la contaminación de las aguas, dado que hoy es un recurso que cada día se hace más escaso.

RELACIONADO: Ni juntos ni revueltos: ¡cada plástico con su categoría!

Actualmente, la contaminación por plástico representa un grave problema en nuestro país: la zona entre Valparaíso e Isla de Pascua es uno de los lugares que más concentra desechos plásticos en el mundo y por esto es de suma importancia ver nuevas y mejores maneras de crear conciencia sobre el uso del plástico. ¿Sabías que una bolsa de plástico demora aproximadamente 150 años en degradarse y la usamos solo 20 minutos?  Ante este panorama hay una medida que podemos adoptar  que, por muy pequeña y simple que parece, generará un gran cambio en el ecosistema: adquirir el hábito de usar bolsas reutilizables puede aliviar en gran manera a nuestro planeta. Piénsalo, en vez de usar cuatro o cinco bolsas plásticas cada vez que compras puedes usar una y otra vez tus bolsas reutilizables.

RELACIONADO: ¡No me olvides!

Pequeñas acciones que generan grandes cambios. Tú, ¿te animas a una bolsa reutilizable?

MÁS HISTORIAS RELACIONADAS